,

Cumplimos 100 días de educación virtual por Pandemia

Ana Belén Croston es profesora de teatro en el programa de Licenciaturas, y ha enseñado cursos en el primer y segundo cuatrimestre del año, que han sido dictados en modalidad virtual. Ella nos deja el siguiente mensaje de reflexión al cumplir 100 días de educación virtual por pandemia.

“Estos tiempos de tantos retos me han enseñado que la educación es primordial. Durante este tiempo mis estudiantes me han demostrado que el que quiere puede salir adelante con sus estudios, aunque la pandemia nos impida estar en el salón de clase. La verdad que al principio de la cuarentena sentía que estaba trabajando mucho más, pero nunca me molestó. Mi trabajo como educadora y vocación es estar disponible para lo que mis alumnos necesiten en horarios establecidos. Mi deber con mis estudiantes es mayor al shock de que tuvimos que repentinamente despedirnos para vernos por pantallas, por lo que esas horas extras de organización hoy valieron más que la pena. Lo que me ha enseñado la cuarentena es que nosotros como docentes tenemos que estar un paso delante de nuestros estudiantes en todo momento. Que nuestras plataformas con asignaciones deben estar al día y que debemos estar dispuestos a ayudarlos en lo que podamos (y en lo que no podamos, tratar de encontrarles una conexión que los ayude). El mayor reto que encuentro con las clases virtuales es mantener a nuestros estudiantes activos durante las clases y que reconozcan que el conocimiento y sabiduría es poder, cosa que he tenido que aprender con la experiencia. Mi mejor consejo para todos los profesores es que se pongan siempre en los zapatos de los estudiantes, sobretodo en este tiempo de pandemia. Si tu fueras alumno en tu clase: ¿te gustaría hacer las actividades que te están asignando? Y si no, que actividades podemos agregar para mantener a nuestros estudiantes con ganas de conectarse a nuestra clase. ¡Busquemos siempre la manera de tenerlos con ganas de aprender más y nosotros aprender también de ellos en el camino!

Ana Belén Croston